domingo, febrero 14, 2010

aventurarme a saltar

Para entender lo que dice el viento tras las cortinas, al cruzar la ventana, sólo tengo a mis sentidos. Es cuando dudo de la realidad que conozco temeroza de haber mal entendido el mensaje aéreo.
Pero no me queda más que confiar en esta imagen proyectada en mi mente conciente,
aventurarme a saltar.

No habrá nadie que vuele como yo
no existe suelo como aquél que puedo ver
nada es como lo es para mi

Sin embargo te escucho, te puedo ver volar a lo lejos, sobre el mismo suelo. Puedo verte llorar cuando la corriente amenaza con hacerte chocar contra las rocas. Admiro la forma en que planeas sobre la llanura, mientras la lluvia moja tu cuerpo igual que al mio.


No puedo ver el suelo como tú
no sé de que forma sientes volar
nada es como lo es para ti

2 comentarios:

MACARIO dijo...

Si que si! Sabes que yo siempre he sido fan de no sólo mirar al abismo sino también saltar, hundirse en él. All the best.

Krayola. dijo...

Del encuentro con el Otro, de la posibilidad de descolocarse, de mirar que uno no siente lo que el otro y que de todas formas no importa, pues al final y de alguna forma que uno casi nunca comprende, uno se envuelve...

Libélulas tornasol

Libélulas tornasol